Puerto Casilda, Sancti Spíritus.
Descripción y Renta de casas de alquiler.

Puerto Casilda, Sancti Spíritus




Casilda (Trinidad). Es un pequeño poblado de pescadores, situado en la orilla noroeste del Golfo de Ana María. Es el puerto de carga de la ciudad de Trinidad, a 5 km tierra adentro, a 3 minutos en auto de la Ciudad Trinidad y a 5 de la Playa Ancón, una de las playas más hermosas de la isla e Cuba. Casilda es un poblado que está muy ligado al mar, se dice que es nacido por el mar y por el mar mantenido.

En cuanto al nombre de Casilda, cuenta una de las leyendas que en ocasión de recalar a este puerto una pequeña goleta en la que viajaba un matrimonio con su pequeña hija enferma, esta hubo de restablecerse con el clima sano de la costa. Casilda era el nombre de la niña, cuyo padre en agradecimiento bautizó con este nombre a este puerto.

El 4 de noviembre de 1702 el feroz pirata Carlos Gant desembarcó en Casilda al frente de trescientos de sus secuaces, se apoderó de varios barquichuelos, de algunos esclavos y vecino e invadió a Trinidad, saqueando cuanto pudo, sin respetar la Iglesia parroquial en la que se apoderó de los vasos sagrados.

En 1829 el gobernador Don Rafael de Quezada se tomó mucho interés en la población de Casilda y debido a sus esfuerzos se hizo el primer muelle y empezó a construirse la calzada que le estaba anexa, pero no alcanzando los fondos del pro-común para atender esa finalidad, se promovieron empréstitos entre la población adelantándose en gran parte las Obras.

Los fabricantes de tonelería y almacenes para componer los bocoyes en que se exportaba la miel de purga hizo afluir más habitantes al lugar y determinó la necesidad de que se nombraba algún dependiente de policía, y así se efectuó antes de verificarse el proyecto de población y el plano que más tarde se levantó.

El sábado, 18 de diciembre de 1847, a las siete de la mañana, tuvo lugar el solemne acto de colocar la primera piedra para la edificación de la Iglesia de Santa Elena a expensas de Don Guillermo Serjant y Lynn, ciudadano americano, vinculado a Trinidad, que, cumpliendo y ayudando los votos de su esposa, Doña Elena Yurubi Montalván, ofreció un elocuente ejemplo de caridad cristiana. En la ceremonia estuvo presente el señor Cura Párroco Don Juan Vicente Ximénez, el Gobernador Don Juan Herrera Dávila, el señor Comandante de Marina, Don Francisco Ristori y los señores Alcaldes de primero y segundo voto, Don Pedro Cantero y Don Gregorio Zulueta.

Durante las luchas insurreccionales contra la metrópoli fue escenario la Bahía de Casilda de diferentes acciones como fue el intento fallido de desembarco en 1870 de una expedición al mando del Coronel Fernando López de Queralta la cual traía a los mambises de la región central un importante cargamento de armas y pertrehos, en esta acción perdieron la vida un grupo de cubanos y tripulantes extranjeros del Buque, los cuales fueron fusilados en el histórico lugar conocido por Campo de Martes o Mano del Negro.

Desde la época de la colonia existe una fiesta tradicional que ha perdurado hasta nuestros días: la Fiesta marítima Santa Elena, que se celebra en el mes de agosto iniciándose actualmente el día 16 de ese mes.
El festejo comenzó a celebrarse cuando se inauguró la Iglesia Santa Elena en 1848, en el poblado pesquero de Casilda y según la tradición se realizaba una feria gigante durante los dos días en la que se comercializaban productos artesanales, agropecuarios, comidas, licores y bebidas típicas; tenían lugar además la procesión de la Santa Elena, salves y misas religiosas.


Ver Puerto de Casilda en un mapa más grande